Alberto Fujimori Martin Mejia AP

Alberto Fujimori Martin Mejia AP

LIMA (AP) - El encarcelado expresidente peruano Alberto Fujimori fue trasladado el lunes a una clínica por hipertensión, mientras la fiscalía ingresó al local de su partido político en el marco de una investigación por lavado de activos ligada a la constructora Odebrecht.

Fujimori, de 81 años, permanecía “en evaluación” en la clínica local Centenario Peruana Japonesa, confirmó su médico Alejandro Aguinaga al diario El Comercio. En el pasado, Fujimori ha sido trasladado por diversos problemas cardiacos y de presión sanguínea, propios de su edad.

Al mismo tiempo, el local del partido Fuerza Popular, que dirige su también encarcelada hija Keiko Fujimori, fue allanado por un fiscal que buscaba pruebas para incluirlas en una investigación por lavado de activos ligada a la corrupción de la brasileña Odebrecht.

Un juez envió la semana pasada a prisión por 15 meses a Keiko en el marco de esa investigación. La fiscalía afirma que la constructora brasileña financió parte de la campaña presidencial de la hija de Fujimori en los comicios de 2011 y 2016, en los que sumó reveses.

Todos estos acontecimientos ocurren en el peor momento para el otrora poderoso partido liderado por Keiko, de 44 años. En las recientes elecciones legislativas, Fuerza Popular obtuvo 15 sillas mientras que en 2016 logró 73 escaños de 130 sillas que componen el parlamento unicameral.

Alberto Fujimori tenía grandes expectativas en lograr otra vez poder político en los comicios legislativos. En diciembre, fue pillado por la agencia carcelaria por presuntamente coordinar desde la cárcel algunas candidaturas de su partido político. En un audio se jactaba ante un precandidato por su partido de ser un “experto” en campañas políticas.

En 2009 Alberto Fujimori fue sentenciado por la autoría intelectual del asesinato de 25 peruanos a manos de un escuadrón militar que combatía al grupo terrorista Sendero Luminoso con métodos de guerra sucia y, según los jueces, con conocimiento del exmandatario entre 1991 y 1992.

El exmandatario tiene otras tres condenas por corrupción y un proceso en marcha por el crimen de seis campesinos ejecutados por el mismo escuadrón de la muerte que causó su sentencia.

(Copyright 2020 The Associated Press. Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, difundido, reescrito o redistribuido.)

Recommended for you